Pan de Trigo Sarraceno con Semillas de Chía

Ya tenía ganas de compartir una nueva receta de pan. Así que este Pan de Trigo Sarraceno y Semillas de Chía ya lo tenemos aquí. Un pan tierno con corteza crujiente y con gran sabor.

Se puede preparar en panificadora, amasadora y también a mano. No hay barreras para disfrutar de un buen pan recién hecho. Y vamos con la receta, ideal para acompañar la comida o cena pero también ideal para desayunar, untado con una buena mantequilla y una rica mermelada casera.

Ingredientes:

  • 1 huevo campero
  • 1 cda sopera de azúcar
  • 1 cda de postre de sal sin refinar
  • 100 gr de harina de trigo sarraceno
  • 350 gr de harina de trigo T45
  • 1 cda de postre de levadura de panadero seca
  • Agua mineral

Elaboración:

Batiremos el huevo en un vaso medidor y completaremos con el agua hasta llegar a 270 ml. Esta mezcla la pondremos lo primero en la cubeta de la panificadora. Le incorporaremos el azúcar a un lado y la sal al otro y por encima las dos harinas. Un apunte sobre el trigo sarraceno. Se llama así, pero no es trigo en realidad. Es una legumbre que en Francia es muy apreciada y se preparan verdaderas delicias con él. Ejemplo de ello son estas Crêpes de Trigo Sarraceno.

Bien, solo queda añadir por encima la levadura y programar el menú para pan básico, tostado suave. Cuando emita la señal acústica, incorporaremos las semillas de Chía. El resto del proceso está a cargo de la panificadora, como todos los que la tenéis, sabéis.

Vamos ahora a cómo prepararlo a mano. Prepararemos la mezcla de agua y huevo, eso es igual. Haremos un volcán con las harinas mezcladas y añadiremos el azúcar. Poco a poco iremos incorporando la mezcla del huevo batido con el agua. Amasaremos varios minutos, hasta que la masa vaya cogiendo homogeneidad. Entonces añadiremos la sal, seguiremos amasando y por último la levadura, disuelta en dos cucharadas soperas de agua templada.

Le daremos forma de bola y en un bol de cristal, cubierto con un paño húmedo, la dejaremos a temperatura ambiente, levar durante dos horas. Una vez transcurrido el tiempo, le daremos la forma que nos guste y hornearemos treinta minutos a 200 grados.

Dejaremos enfriar sobre rejilla.

Pan de Trigo Sarraceno con Semillas de Chía

Espero que os guste esta propuesta, es un pan riquísimo y nada complicado en su preparación.

Pan de Trigo Sarraceno con Semillas de Chía

Hasta pronto.

Hasta pronto, ¡Un abrazo!

Si te gusta la gastronomía y disfrutas cocinando, te invito a que me sigas en mi página de facebook y la red social que más te guste. ¡Gracias!

6 Comments

  1. Inma ¡se ve espectacular! ahora mismo me untaba una rebanadita 🙂

  2. NILDA dice:

    se ve super ricoooo !!!!

  3. Elizabeth dice:

    Hola quisiera hacerlo .cual es la harina t45

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *